Idioma

Moneda

Buscar
1 Viajero
Adultos
Niños
Bebés
Contáctenos

Alquilar una villa de lujo en Mahé

Viaje de lujo al corazón de las Seychelles

Mahé, la isla principal y más poblada del archipiélago de las Seychelles, es el hogar de la capital, Victoria. La costa está salpicada de playas bañadas por aguas claras, mientras que el interior revela un paisaje montañoso y exuberante, dominado por el Morne Seychellois (905 m). Este se encuentra dentro de un parque nacional propicio para practicar senderismo en el bosque si busca entrar en contacto con la naturaleza y disfrutar de sus paisajes únicos.

Filtrar

Mahé

  1. Costa oeste

Número de habitaciones

  1. 1+
  2. 2+
  3. 3+
  4. 4+

Servicios e instalaciones

  1. Piscina
  2. Tenis
  3. Acceso directo a la playa
  4. Piscina privada
  5. Gimnasio
  6. Con niños
  7. Personal doméstico
  8. Jacuzzi
  9. Playa a 10 minutos
  10. En un campo de golf
  11. Sala de juegos
3 Villa Casas
Villa Villa Giulietta, Alquiler en Mahé

Villa Giulietta

1 039 $ - 2 586 $  Por noche3 Habitaciones - 3 Baños
6 personas max.

Mahé - Costa oeste
33100000010393
Villa The Residence, Alquiler en Mahé

The Residence

2 873 $ - 4 641 $  Por noche4 Habitaciones - 4 Baños
8 personas max.

Mahé - Costa oeste
25050000028734
Villa Villa Estrella Marina, Alquiler en Mahé

Villa Estrella Marina

1 658 $ - 2 210 $  Por noche4 Habitaciones - 4 Baños
8 personas max.

Mahé - Costa oeste
25025000116584

Con estos criterios de selección, desgraciadamente no tenemos casa a proponerle.
Dejenos ayudarle !

Envíenos una demanda y le enviaremos varias propuestas rápidamente.


La ruta de la Selva Negra desde el puerto de Victoria hasta Glaud pasa por este parque y ofrece unas vistas increíbles de la costa. Si viaja en pareja, en grupo o en familia, una villa de alquiler en Mahé es la mejor opción de alojamiento, ya que tendrá la oportunidad de disfrutar de un ambiente agradable y organizar todo según sus preferencias. Durante su tranquila estancia bajo el sol brillante de las Seychelles, asegúrese de pasar, por lo menos, la mitad de un día en la playa de Beau Vallon para admirar una puesta de sol única o volar en parapente para disfrutar de las alturas.